Advocan por los más necesitados en D.C.

Friday, Feb. 15, 2019
Advocan por los más necesitados en D.C. + Enlarge
María Cruz Gray, directora de la Oficina diocesana del Ministerio Hispano y Junuee Castro, directora de la Oficina del Ministerio para jóvenes y jóvenes adultos, aquí junto a Monseņor Ray East, quien funjió como Maestro de Ceremonias durante la Reunión anual del Ministerio Social Católico realizada en Washington, D.C.
By Laura Vallejo
Intermountain Catholic

SALT LAKE CITY — Dos miembros del centro pastoral de la Diócesis de Salt Lake City viajaron a Washington D.C. del 2 al 5 de febrero para reunirse con legisladores federales y para aprender y hablar de temas de justicia social.

María Cruz Gray, directora de la Oficina diocesana del Ministerio Hispano y Junuee Castro, directora de la Oficina del Ministerio para jóvenes y jóvenes adultos, tuvieron la oportunidad de ser la voz de quienes no la tienen así como de participar en la Reunión del Ministerio Social Católico organizada por el Departamento de Justicia, Paz y Desarrollo Humano en colaboración con  otros siete departamentos de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos y de 15 organizaciones nacionales Católicas.

Esta reunión anual de líderes Católicos del ministerio social reúne a cientos de participantes “cuya fe los inspira a responder presionando a los retos actuales domésticos y globales relacionados con la pobreza, guerra, injusticia y la promoción de la vida y dignidad humana,” se lee en la invitación al evento.

Gray ya había asistido a otras reuniones anteriormente, pero esta fue la primera vez para Castro. Ellas fueron invitadas por “la necesidad de más voces hispanas... ellos entendían que significaba un gran sacrificio para nosotros, pero nos dijeron que les gustaría mucho que asistiéramos,” dijo Gray.

El tema para la reunión fue “Dejen que la justicia fluya (cf. Am. 5:24): Un Llamando a la Restauración y a la Reconciliación.”

Gray dijo que ella aprendió muchas maneras de sobre el cómo defender los derechos de los más necesitados en Utah.

“Hablamos acerca de cómo nos podemos ayudar los unos a los otros, de cómo todos somos hermanos y hermanas, y de cómo debemos de siempre acompañarnos,” dijo Gray.

La carta pastoral de los Obispos de los Estados Unidos en contra del racismo titulada “Open Wide Our Hearts: The Enduring Call to Love, (Abriendo nuestros corazones: El Imperecedero llamado al amor)” también fue presentada durante la reunión, a la cual asistieron cerca de 600 Católicos de todos los Estados Unidos.

“Vimos una Iglesia unida… reforzamos nuestros valores Católicos,” dijo Castro sobre la reunión.

“También hablamos de por qué somos Católicos, de cómo somos Católicos... Este año hubo una iniciativa especialmente enfocada en los jóvenes, para ayudarlos a aprender más sobre la justicia social y el bien común,” dijo Castro.

Uno de los aspectos más importantes de la Reunión anual del Ministerio Social Católico es que los participantes se reúnen con miembros del Congreso y de su equipo de trabajo y presentan temas clave de preocupación para los Católicos.

En el Capitolio, Gray y Castro se reunieron con los representantes y legisladores federales de Utah.

“Hablamos de las necesidades que nuestra comunidad tiene,” dijo Gray. “Por ejemplo, para mi oficina fue muy importante poner el tema de la inmigración sobre la mesa... El cómo debemos de hacer algo por nuestros inmigrantes, el cómo necesitamos urgentemente de una reforma de inmigración comprensiva donde las familias no sean separadas... Les dijimos que nuestras familias la están pasando realmente mal.”

Castro se enfocó en el DACA una póliza federal migratoria que ha permitido que ciertas personas que llegaron a los Estados Unidos cuando niños, no sean deportados y sean elegibles para permisos de trabajo.

“Les llevamos algunas propuestas,” dijo Gray.

Castro dijo que el hablar sobre las necesidades de los jóvenes en Utah, el haber sido sus voces, fue una expe-riencia realmente llena de humildad.

“Tratamos de encontrar las cosas en común. … Por ejemplo, algunos de ellos son pro vida, así es que les presentamos el cómo nosotros como Católicos cuidamos y protegemos la vida en todas sus etapas y una de estas está en las personas con DACA,” dijo Castro. “Compartimos sus historias… en ese momento, aunque ellos no estaban físicamente ahí, fue su tiempo.”

El mensaje que Gray y Castro trajeron consigo fue que “no estamos solos.... La USCCB está consciente de las necesidades; a ellos les importamos y están trabajando para nuestro bienestar,” dijo Gray agregando que los Católicos necesitan “trabajar por la justicia, amar tiernamente y caminar humildemente al lado del Señor (como dice la Santa Biblia)... tenemos que ser discípulos misioneros. Debemos llevar el amor a todos. Tenemos que llevar la esperanza a todos los lugares.”

“Nuestro llamado es a advocar/defender… Es en la necesidad de ser la voz de quienes no pueden serlo. No estamos solos, muchas personas están protegiéndonos y luchando por todos,” dijo Castro.

 Ambas dijeron que planean compartir la carta pastoral de los obispos en contra del racismo dentro de sus ministerios y a lo largo de la diócesis.

For questions, comments or to report inaccuracies on the website, please CLICK HERE.
© Copyright 2019 The Diocese of Salt Lake City. All rights reserved.